Crónica
El bum de la construcción en Cartagena provocó la tragedia de Blas de Lezo: 8 muertos*, 23 heridos y tres desaparecidos
28 Abril, 2017
0
, , , , , ,

¿FALLA EN EL SERVICIO?

Por Lucio Torres

“¿Dónde está mi padre?” Se pregunta Javier Salas buscando a su progenitor Esteban Salas, un obrero de la construcción desaparecido. A su espalda, las ruinas de la construcción./Cortesía El Heraldo.

Los primeros gritos de advertencia de la tragedia del Portal de Blas de Lezo se escucharon a las 10:15 de la mañana. Segundos antes, el crujido del hierro y las láminas metálicas habían anunciado la tragedia. Cuarenta (40) trabajadores y visitantes se encontraban en el edificio en construcción, de los cuales 10 lograron saltar, 10 se escaparon ilesos, pero los otros 20 quedaron atrapados bajo los escombros de una construcción pirata. Al final de la noche de ese fatídico jueves 27 de abril de 2017, el balance es el siguiente: ocho muertos, 23 heridos, varios desaparecidos, y tres se encuentran con vida en la profundidad de los escombros.

Son múltiples historias 

En la mañana bien temprano, el albañil Esteban Salas había salido a realizar su faena laboral en búsqueda del pan diario sin saber la catástrofe que le esperaba en la construcción. Su hijo, Javier Salas fue uno de los primeros en llegar después de la desgracia, pero ya las autoridades habían acordonado el perímetro para evitar el acceso de particulares al lugar. Eso no fue obstáculo para que Javier entrara y se llevara consigo la cinta amarilla que advierte “peligro”. Los policías lo detuvieron a la fuerza y él solo alcanzó a decir, “mi padre está en la construcción”, y cayó al suelo llorando. Una señora que se encontraba en el lugar comenzó  a orar. La suerte de su padre se desconoce hasta la noche del jueves, probablemente esté entre los tres sobrevivientes que se encuentran en los escombros que reciben asistencia médica y psicológica y oxigeno.

Esteban Salas es uno de los miles de trabajadores del bum de la construcción que ha dinamizado la economía local y de la cual los grandes constructores y el sistema financiero se vienen beneficiando desde hace más de 10 años, según Camacol. Esta entidad, dice que el incremento de la venta de vivienda nueva es del 9,93% y a corte de mayo 2016 existen 27 proyectos nuevos. Con el programa Mi Casa Ya y Casa Pa Mi Gente, la oferta de viviendas VIS ha aumentado en un 41,10%.

Este era el flamante edificio Portal Blas de Lezo, que sería un buen negocio para los dueños.

Con ese panorama, las constructoras también vienen aumentando sus ofertas. La constructora Marval tiene 8 proyectos, Barajas 7 y Amarillo 5. La mayoría de estas ofertas son para los estratos 6, 5 y 4. Aunque como se indica con la cifra de Camacol, que es la entidad que agrupa a los constructores, el mayor incremento es en el sector VIS, esto se debe a que el costo de las mismas solo las pueden financiar personas que tienen ingresos superiores o iguales a los de estratos 3 y 4, ya que al aumentarse la demanda de vivienda nueva, se aumentan los precios de las mismas, y se hace inalcanzable para los estratos 2 y 3.

En tanto Luz Elena Paternina, Secretaria de Planeación Distrital, hasta antes de la tragedia de Blas de Lezo, era una de las que se encontraba muy contenta con el bum de la construcción. A El Espectador y otros medios de prensa les dijo:

“El desarrollo de proyectos de vivienda nueva en Cartagena es uno de los que mayor expansión han tenido en los últimos años y de los que más impactan positivamente a la economía local, especialmente en el aumento de la oferta laboral. En estos momentos hay un dinámico desarrollo urbanístico en la zona norte, la occidental y la del sur. Las bondades y proyección internacional que ofrece Cartagena como ciudad turística, patrimonial y portuaria la hacen un destino de inversión confiable para el mercado inmobiliario y a esto se debe su expansión” .

La mayoría de los trabajadores laboran sin seguridad social y en condiciones de inseguridad como lo hacía Esteban Salas. Se violan las normas del Sistema de Riesgo Laboral, y lo peor, esto lo sabe la Sociedad de Arquitectos e Ingenieros de Bolívar (SIAB) y las mismas autoridades. ¿Qué inspección ha hecho la Oficina Regional del Trabajo para verificar que se cumple con las normas laborales?

Todos estaban alegres hasta antes de la desgracia de Blas de Lezo. Lo que nunca dijeron Camacol, Planeación Distrital, la SIAB y la Cámara de Comercio es que por cada proyecto de construcción legal, había más de dos ilegales. A ojo de buen cubero, solo en el sector de Blas de Lezo se encuentran numerosos proyectos, la pregunta es ¿llenan todos los requisitos de ley y de la normatividad urbana de Cartagena? ¿Las construcciones legales cumplen los requisitos? ¿Se les ha hecho inspección? ¿Qué pasa en Control Urbano? ¿Por qué existe una inestabilidad y falta de continuidad en Control Urbano, cuya directora anterior entró en franca contradicción con las nuevas disposiciones de las Secretaria de Planeación del Distrito, Luz Elena Paternina? ¿Por qué el concejo distrital no le hizo un control político al respecto? Los concejales tienen la palabra.

Licencia falsa

Este es el tablero con el aviso falso. Una mera inspección, hubiese detenido dicha construcción y evitado la tragedia./Cortesía.

De acuerdo a las primeras pesquisas de las autoridades oficiales, la licencia del proyecto Portal de Blas de Lezo es probablemente falsa, ya que su código no corresponde con los expedidos por las autoridades oficiales. Camacol ya descartó que la firma constructora se encuentre entre sus afiliados. Se espera un informe oficial de la Curaduría Urbana de Cartagena para verificar la falsedad de la licencia de construcción del Portal de Blas de Lezo.

Sin embargo, el alcalde Manuel Vicente Duque ya dijo que la licencia es falsa. Por su parte la Curaduría urbana confirmó que el número de radicación de la licencia de construcción no existe. Conclusión, la licencia de construcción es falsa.

¿Falla en el servicio?

De comprobarse las irregularidades de las construcciones que se realizan en Cartagena, se estaría configurando una falla en el servicio, ya que un trabajador de la construcción como Esteban Salas cree que el proyecto es legal y, por tanto, tiene la seguridad que su vida se va a preservar y que le deben pagar un salario digno con todas las prestaciones sociales.

El artículo 90 de la Constitución Nacional dice:

“El Estado responderá patrimonialmente por los daños antijurídicos que le sean imputables, causados por la acción o la omisión de las autoridades públicas. En el evento de ser condenado el Estado a la reparación patrimonial de uno de tales daños, que haya sido consecuencia de la conducta dolosa o gravemente culposa de un agente suyo, aquél deberá repetir contra éste.”

Ese artículo constitucional es una cláusula general de responsabilidad del Estado que requiere la concurrencia de estos dos presupuestos: (i) la existencia de un daño antijurídico y (ii) que ese daño antijurídico le sea imputable a la entidad pública, bajo cualquiera de los títulos de atribución de responsabilidad, como es el caso de “falla del servicio”.

Si se comprueba que en la tragedia del Portal de Blas de Lezo se registraron los dos postulados de los cuales la jurisprudencia de la Corte Constitucional ya ha fallado, Esteban Salas debe ser reparado directamente por la constructora y subsidiariamente por el Estado, ya que éste estaba en el deber de hacer cumplir la norma, y si no la cumplió por omisión, igualmente debe responder.

Hasta cuando esto escribo, no conozco la suerte del obrero de la construcción Esteban Salas quien diariamente se gana el pan entre la mezcla de cementos, ladrillos y varillas de hierro. Me da una inmensa alegría al ver que 23 historias de la tragedia terminaron con un final feliz, porque si bien sus protagonistas están heridos, sus familiares temían lo peor. Las dos hijas menores del vigilante de la construcción, sufrieron heridas, pero ¡están vivas!

Todavía me queda por contar un hecho: Espero que rescaten vivos los tres obreros que aún están en los escombros recibiendo oxígeno.

¿¡¡Quién dijo amén!!?

Nota: Adriana Meza, directora del DADIS, dice oficialmente que hasta ahora son 7 muertos.

About author

Lucio Torres

Edison Lucio Torres, nació en Magangué se formó en Barranquilla. Pasó parte de su infancia en Cartagena, y retornó a esta ciudad en 2000.

Artículos relacionados

/ You may check this items as well

Ordoñez, el neolefebvrista católico, lo apoyará el cristianismo evangélico del No

¿FALLA EN EL SERVICIO? Por Lucio Torres Los prime...

Leer más

¡A la cárcel! el Wicho Quiroz y asociados por la tragedia Blas de Lezo. Su abogada censura a la prensa.

¿FALLA EN EL SERVICIO? Por Lucio Torres Los prime...

Leer más

Un mes después de la tragedia de Blas de Lezo, una Fiscalía paquidérmica y una Procuraduría con la cuchilla bajita

¿FALLA EN EL SERVICIO? Por Lucio Torres Los prime...

Leer más

There are 0 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *