GARCÍA-CÁCERES: ¿UN ACUERDO PARA COMERSE EL QUESO?

Juancho García Romero-Javier Cáceres Leal

Por Edison Lucio Torres °

Dos grandes aliados de Campo Elías Teherán Dix, alcalde electo de Cartagena, venían midiéndose en un pulso de caras a la Contraloría Distrital. Cuando se preveía que la Contraloría era para un allegado de Javier Cáceres, saltó la liebre por el Tribunal Administrativo con el primer ternado: Mario Feliz, hermano del diputado de la U, Carlos Feliz Monsalve.

Juancho García Romero -exsenador, condenado por la Corte Suprema de Justicia por haberse apropiado indebidamente (hurtado) $110 millones que eran para los pobres y hoy es uno de los artífices de la victoria de Campo- comenzó a trabajar la coalición con el nuevo concejo sin esperar que se completara la terna. En tanto las huestes de Cáceres se quedaron quietas. ¿Qué pasó para que esto sucediera?

En primer lugar, Juancho García demostró tener poder en el Tribunal Administrativo al forzar silenciosamente la inclusión anticipada en la terna de Mario Feliz. Pero no fue suficiente para su aspiración de “blindar la administración de Campo”. En estos momentos se da como un hecho la escogencia de uno de los dos del Tribunal Superior de Cartagena: Jaime Romero Amador. En realidad –hablando francamente- Romero Amador sería el verdadero candidato de Juancho García para ser contralor, y como segunda carta tiene a Mario Feliz.

En segundo lugar, Juancho García forzó un acuerdo inminente: la Contraloría Distrital sería para él y la Personería para Cáceres. La primera estaría siendo liderada en el Concejo por Duvinia Torres Cohen, del partido de la U, paisana y muy amiga de Romero Amador. La segunda la jalonaría el concejal de Cambio Radical Wilson Toncel Jr., hermano del yerno de Javier Cáceres Leal.

Alguien me dijo que Campo no refrendaría ese acuerdo entre el cacerismo y el juanchogarcismo. Si lo hace, sería la primera promesa incumplida al pueblo cartagenero que lo eligió con abrumadora mayoría.

Si ese acuerdo se convierte en realidad, la administración de Campo Elías Teherán quedaría como la de Alberto Bernal Jiménez, gobernador saliente de Bolívar. Las manos atadas, y los pies también. Yo fui testigo en varias ocasiones de las quejas de algunos diputados porque en la distribución del queso ellos no participan. Juancho García decide todo. Entra al despacho del gobernador como el conocido financista que era el primero que se estrenaba el sillón del alcalde, porque además de financiarlo, era el dueño de la Contraloría.

Ahora bien. ¿El nuevo concejo sería tan venal para dejarse comprar de cualquier manera por Juancho García o los amigos de Cáceres? Vea bien, utilizo el verbo comprar para denotar que el voto debe ser programático y quien sea elegido para contraloría y personería debería ser aquella persona que reúna dos condiciones básicas: Su trayectoria profesional y personal, y su propuesta programática para coadyuvar en la administración del alcalde para que los recursos –vale decir el presupuesto de más de un billón de pesos anual- sean invertidos sin que nadie se los robe. Pero hay una tercera condición que no puede olvidarse, la independencia del Contralor. Si el contralor es de los García o de Cáceres, ¿podría ser independiente? ¿Campo quedaría capturado en las garras de dos casas que tienen un gran prontuario contra la moralidad pública?

Sería importante conocer de antemano la posición de Campo sobre la elección del Contralor y el Personero. ¿Le ha dado patente de corso a Juancho García y a los amigos de Cáceres para que se repartan el queso, nuestro queso, el tuyo y el mío?

______________

°Periodista, docente universitario de derechos humanos y director de Vox Populi.

editormoreno@hotmail.com Blog:lucioysusnotas.blogspot.com

Compartir.

About Author

Lucio Torres, nació en Magangué se formó en Barranquilla. Pasó parte de su infancia en Cartagena, y retornó a esta ciudad en 2000. Siempre ha sido un emprendedor en las comunicaciones y, particularmente, en el periodismo. Cuando apenas iniciaba sus estudios en la Uniautónoma (1979) emprendió con Surcando el Espacio (Todelar Barranquilla). Luego trabajó en El Heraldo, Diario del Caribe, Radio Sutatentaza, Caracol, RCN y Olímpica. En Cartagena inició el proyecto Vox Populi en Todelar -2000.