UN PERIODISTA Y CUATRO PROSTITUTAS

Por Edison Lucio Torres* 
El empresario Alfonso “el Turco” Hilsaca, en el proceso judicial aparece como predeterminador del múltiple homicidio. Lo capturaron en el 2009 pero luego fue puesto en libertad, aunque siguió vinculado judicialmente. 

El reloj de la torre, en la Plaza de la Paz de Cartagena, había marcado las 11:45 de la noche del 13 de febrero de 2003. Cuatro mujeres conversaban alegremente sobre el inicio de su jornada de trabajo. Para ellas apenas comenzaba la noche y se disponían hacer el consabido recorrido por las discotecas de la Plaza de los Coches. Allí estaban sus potenciales clientes deseosos de tener una compañía sexual y ellas dispuestas a satisfacerla.

Entre tanto, el “Pollo” se bajó raudo de la moto donde ocupaba el papel de parrillero. Su compinche quedó en posición de salida con la máquina prendida. Con pasos rápidos llegó donde estaba el grupo de mujeres, y sin ningún miramiento descargó el proveedor de su pistola Beretta sobre la humanidad de cuatro mujeres: Lourdes Lara Champen, Ofelia del Rosario Correa Torres, Betsabit Obaida Espitia Nerio y Heidy Mailth Smith Pérez.
Dos años más tarde, el 16 de febrero de 2005, rayando las 7 de la noche, en el parque de la Electrificadora de Magangué, un par de sicarios, cumplió la orden de atentar contra la vida del director del periódico “Apocalipsis”, Rafael Prins Velásquez, quien alcanzó a ser llevado vivo al hospital San Juan de Dios. Le dijo a su hermano que él sabía “quién lo había mandado a matar, pero que no se metieran en eso”.

En Magangué se hicieron varios actos de conmemoración de los 10 años por el asesinato del periodista Rafael Prins. Lucio fue invitado para hacer una exposición de la libertad de expresión. Aquí aparece con los periodistas Oscar Bustos y Oscar García, y de escritores como José Sarabia, y Juan Carlos Ensuncho.

Rafael fue atendido en una urgencia vital que sobrevivió. Al día siguiente, en la madrugada, extrañamente se produjo su deceso. El director del hospital era Orlando Sanguino Omaña, preso por corrupto, ficha faldera de Enilse López y Jorge Luis Alfonso López, el hijo mayor de la empresaria reconocida como la “Gata”.
En los procesos judiciales que hasta ahora se desarrollan aparecen dos autores intelectuales. En la masacre de las mujeres de la Torre del Reloj de Cartagena, desde la comisión del crimen está enredado Alfonso del Cristo Hilsaca Eljadue, el “Turco”, nacido en Mompox, pero se hizo en Magangué. En el asesinato del periodista, desde el principio se dijo que era Jorge Luis Alfonso López.
Si bien Hilsaca se encuentra libre, ya que fue apresado por este crimen en 2009, sigue vinculado a la investigación. La jugada del “Turco” fue demostrar que el fiscal de Justicia y Paz, José Jaramillo Matiz, lo estaba extorsionando. Jaramillo Matiz lo metieron preso y el “Turco” quedó libre por ese momento, porque sigue vinculado al crimen.
Las declaraciones de los postulados de Justicia y Paz deben basarse en la verdad so pena de ser excluidos de sus beneficios. Los postulados que declararon contra Hilsaca fueron: Enrique Banquez (Juancho Dique), Convivir, Geño, El Flaco Samuel Dorado, Mancilla, el Chiqui, entre otros. Hilsaca, según esas declaraciones y pruebas que aportaron, era parte de las estructuras de los paramilitares, porque financiaba las actividades de la banda de criminales. Si ellos no se reafirman en la verdad, deben ser denunciados para que pierdan los beneficios de justicia alternativa, y sean condenados por todos los crímenes dentro de la justicia ordinaria.
Aquí parece Héctor Alfonso López, hermano menor de Jorge Luis Alfonso, en compañía de Mr Black, varios concejales, ediles y periodistas en un evento en el Concejo de Cartagena
En el crimen del periodista fue condenado Jorge Luis Alfonso López, exalcalde de Magangué, a 39 años por el Juez Séptimo Especializado de Bogotá. La sentencia fue apelada. Y este año se debe definir su situación jurídica.
El Juzgado Penal del Circuito Especializado de Descongestión de Cartagena condenó a Samuel Dorado Jiménez, alias “el Flaco” y a Javier Hoyos Huerta como autores materiales, pero luego fueron absueltos. El Flaco, quien está preso por otros crímenes, en una entrevista que le hice en Vox Populi, me dijo que el parrillero fue el “Pollo”, asesinado posteriormente.
¿Cuál sería el móvil de estos dos crímenes? En el de la masacre de la Torre del Reloj una “limpieza social”, porque hubo un hecho que le molestó al “Turco”: una de las meretrices le dio escopolamina a un cliente de la discoteca Antigua de su propiedad para robarle. En el asesinato de Prins, familiar mío, era silenciarlo por las denuncias contra Jorge Luis Alfonso, alcalde de Magangué de ese entonces.
Son dos hechos criminales que han puesto en la picota pública a dos hombres poderosos de Magangué. ¿El “Turco” Hilsaca y el “Gatico” Alfonso López son inocentes o culpables? La justicia debe resolverlos y la sociedad magangueleña y cartagenera debe exigir la verdad.

Compartir.

About Author

Lucio Torres, nació en Magangué se formó en Barranquilla. Pasó parte de su infancia en Cartagena, y retornó a esta ciudad en 2000. Siempre ha sido un emprendedor en las comunicaciones y, particularmente, en el periodismo. Cuando apenas iniciaba sus estudios en la Uniautónoma (1979) emprendió con Surcando el Espacio (Todelar Barranquilla). Luego trabajó en El Heraldo, Diario del Caribe, Radio Sutatentaza, Caracol, RCN y Olímpica. En Cartagena inició el proyecto Vox Populi en Todelar -2000.