Crece el abanico para suceder a Manolo Duque: 16 candidatos y contando…

Me quedé corto en la pasada nota sobre las elecciones atípicas de Cartagena. No son 13 sino 16 candidatos (y contando…) para suceder al comentarista deportivo, Manuel Vicente Duque Vásquez, y exorcizar a la ciudad de la Maldición de Buziraco. ¿Quién será el fray o el pastor que expulsará el espíritu demoníaco de la Cartagena del Despeluque?

Sin tanta parla te digo algo real: Los candidatos que teóricamente aparecen más fuertes son Andrés Fernando Betancourt González y Antonio Quinto Guerra Varela. Definitivamente uno de estos dos será el que se montará sobre el lomo de La Bestia el próximo mes de enero de 2018, a no ser que de los 10 u 11 candidatos de sectores alternativos hagan un proceso democrático para escoger uno solo que se meta en la pelea de montarse sobre La Bestia y domarla.

Andrés Bteancourt González, inició correría política.

Andrés Betancourt es un buen candidato del establecimiento. Está preparado. Goza de simpatía de sectores importantes de la clase media. Se lleva bien con el gobernador de Bolívar, Dumek Turbay Paz. También con senadores como Ligio García, Daira Galvis, Antonio Correa y parlamentarios como Claudio Carrasquilla, Karen Cure, esposa de Giovanni Meza. Al senador del Centro Democrático (CD), Fernando Araújo, no le incomoda Betancourt, y buscaría a toda costa que Gabriel Arango Bacci (CD) y Juan Carlos Ayala (los gallitos del pastor Arrázola y Uribe) apoyen a su preferido.

Quinto Guerra es el candidato derrotado por Manolo Duque. Sufrió un golpe parecido como el que recibió en su oportunidad (2007) Juan Carlos Gossaín cuando cerró campaña un mes antes creyéndose que era el alcalde pre-elegido. Ahora va por la revancha. Tiene la otra mitad de la clase política: Juancho García y su combo bravo, Gabriel Antonio García y su combo, la familia Blel y su senadora Nadia Georgette Blel Scaff, Pedrito Pereira. Pueden estar la senadora Sandra Villadiego y el parlamentario Hernando Padauí Álvarez.

Quinto Guerra con el alcalde (e) Sergio Londoño, el Senador Andrés Felipe García Zucardi y el parlamentario conservador Pedrito Pereira. Nota: Foto tomada hace más de dos meses. Cortesía.

La coalición mayoritaria del concejo de Cartagena, presidida por Wilson Toncel se iría con Betancourt, puesto que el presidente tiene mayor acercamiento y le parecería que es un candidato que menos compromiso tiene con la clase política de Cartagena. Recordemos que Andrés Btenacourt se inscribió por Cartagena Confirma y tiene un halo de ser un candidato cívico, que para Toncel es un plus en su presentación política.

Al Turco Hilsaca y a Toño Díaz no le molestan ninguno de los dos candidatos. Ellos —como buenos financistas electorales que son—, tienen la calculadora en mano analizando cuánto tienen que sacar en las próximas elecciones. ¿$1.500 o $2 mil millones? o ¿$5 mil millones? o ¿cuánto le van a “invertir” a cada campaña que consideran las dos más fuertes? Como buenos calculistas, le van a apostar a ambas, porque con Cara ganan y con Sello, también. ¿Cuál es la diferencia? Los financistas electorales más conspicuos no pueden quedarse por fuera de un corto gobierno de 20 meses, porque es el período que más dinero se va a administrar: Ejecución de los macroproyectos que Manolo Duque dejó y que están cercano a $1 billón.

Por otro lado, está el exsenador William Montes Medina y su combo bravo. Es el administrador político que la empresaria del chance Enilse López Romero tiene para hacer sus negocios políticos. ¿A quién apoyará? ¿También casará a ambas campañas? Lo más probable es que sí.

¿Y adónde se inclinarán los magnates de la salud de Bolívar, como Jaime González, Carmelo Adechine, Galo Viana? Estos también son financistas electorales, algunos tienen alcalde en Bolívar.

Nos queda por inferir en este análisis sobre el papel del alcalde encargado Sergio Londoño o de quien el presidente Santos nombre de la enredada terna de los inscriptores de Manuel Vicente Duque. Lo más seguro es que Londoño le entregue el bastón de mando al nuevo alcalde, lo cual es muy importante para definir el nombre del sucesor. Su papel se lo dejo a tu imaginación.

Más candidatos

Álvaro Cabarcas, abogado irreverente. Experiencia en litigio y exjuez por 10 años.

Álvaro Cabarcas Fábregas. Abogado litigante, es el nuevo candidato a la alcaldía. Participa en el proceso de Convergencia junto con el también abogado Alcides Arrieta. Tiene una importante experiencia como administrador público, 10 años como juez de la República, y más de 20 años de experiencia en el litigio. En su manifiesto de tres páginas dice:

“En Cartagena, como ciudad de oportunidades, debe iniciarse un gobierno de Restauración Moral que aparte a los políticos corruptos que se la están engullendo”. Cabarcas participó de un foro político de Convergencia, liderada por Manuel Palmieri, Román Torres y un grupo de sindicalistas y dirigentes cívicos de la ciudad.

César Anaya Cuesta. Líder político su estilo es parecido al de Nicolás Curi.

César Anaya Cuesta. Político de larga trayectoria. Exconcejal de Cartagena. Heredero del viejo clientelismo que puso en boga el exalcalde Nicolás Curi. Se mete en el barro y lleva regalitos a la comunidad. Su casa es una romería de personas que buscan “algo”. Amigo de los puyaojos. Casi nunca llega al final de una campaña electoral a la alcaldía. La primera vez que casi llega, se unió a Judith Pinedo Flórez.

Dusán Vélez Trujillo. Excandidato al senado cuando su hermano, Dionisio Vélez, era alcalde de Cartagena. Apoyó a Betancourt y fue uno de los promotores del movimiento Cartagena Confirma. Cuando el barco de Betancourt se estaba hundiendo, saltó para donde Quinto Guerra, pero se terminó de hundir con la derrota de su candidato.

La Maldición de Buziraco puede ser mental. Pero lo cierto de todo es que más que una leyenda, es una realidad. Es un eterno regreso a lo mismo, como si un demonio se apoderara del electorado que termina votando por los mismos candidatos de La Bestia. Como si una mano invisible obligara a los cartageneros y colombianos a votar por sus verdugos. Decisión que siempre nos lleva al infierno y a una pesadilla eterna donde el demonio termina siendo uno mismo.

Compartir.

About Author

Lucio Torres, nació en Magangué se formó en Barranquilla. Pasó parte de su infancia en Cartagena, y retornó a esta ciudad en 2000. Siempre ha sido un emprendedor en las comunicaciones y, particularmente, en el periodismo. Cuando apenas iniciaba sus estudios en la Uniautónoma (1979) emprendió con Surcando el Espacio (Todelar Barranquilla). Luego trabajó en El Heraldo, Diario del Caribe, Radio Sutatentaza, Caracol, RCN y Olímpica. En Cartagena inició el proyecto Vox Populi en Todelar -2000.